fork bitcoin fork criptomonedas, bifurcacion

¿Qué es un fork en criptomonedas?

Un fork, o bifurcación implica una divergencia en la cadena de bloques (blockchain) temporal o permanente. Ocurre cuando una blockchain se separa en dos ramas diferentes. Puede ser resultado de un cambio en el algoritmo de consenso u otros cambios en el software del protocolo. Dependiendo de la naturaleza de la bifurcación, podemos encontrar dos tipos: Hard fork y Soft fork.

Hard fork

Representa una divergencia permanente a partir de la versión actual de la cadena de bloques (blockchain), con los nodos en la nueva  blockchain no interaccionando y no verificando ni reconociendo nodos o transacciones en la cadena de bloques original. Los hard forks representan un cambio sustancial y crean un nueva cadena de bloques sin compatibilidad en las transacciones entre las 2 versiones. Las transacciones en la cadena antigua no son reconocidas en la nueva y viceversa. Los nodos que continúan ejecutando la versión antigua del software, verán las nuevas transacciones como inválidas. Para minar bloques en la nueva blockchain, los nodos de la red tendrán que actualizarse con las nuevas reglas.

hard fork o bifurcacion dura

Algunos ejemplos de hard forks

Byzantium: Para la segunda fase del plan de actualización de Ethereum, nació Byzantium en Octubre de 2017. Se trató de un fork para actualizar la blockchain de Ethereum basado en obtener una mejor escalabilidad y en la integración de transacciones privadas.

Monero: En Enero de 2017, Monero realizó un hard fork para introducir una actualización en su red, implementando una nueva característica llamada Ring Confidential Transactions (RCT) para mejorar su privacidad y seguridad.

Bitcoin Cash: Bitcoin cash fue un hard fork orquestado por una porción de la comunidad, que quería una mejor escalabilidad del bitcoin, incrementando el tamaño del bloque de 1MB a 8MB. Con esto se permitió procesar un mayor número de transacciones. Reduciendo las comisiones y minimizando el ‘cuello de botella’ de la red.

Ethereum Classic: Ethereum ejecutó un hard fork para revertir los efectos de un hackeo en una de sus aplicaciones descentralizadas (DAO). Sin embargo, una minoría de la comunidad se opuso a cambiar la cadena de bloques para preservar su inmutabilidad. Esta minoría no actualizó el software y continuó minando en la cadena original, en lo que se conoce ahora como Ethereum Classic.

Soft forks

Por otro lado, las bifurcaciones suaves, o soft forks, son “compatibles hacia atrás” en el sentido de que las transacciones antiguas pueden ser reconocidas por los nuevos nodos. Por contra a los hard forks, los nodos no actualizados todavía serán capaces de ver nuevas transacciones como validas. Sin embargo, si nodos no actualizados continúan minando bloques, los bloques que minan serán rechazados por los nodos actualizados. Por lo tanto, un soft fork necesita estar apoyado en una mayoría de poder de computación (hash) para tener éxito. Cuando un soft fork es apoyado por una minoría, podría llegar a ser la cadena más corta, y por tanto, quedaría ‘huerfana’.

bifurcacion suave o soft fork

Algunos ejemplos de soft forks

Bip 66: un soft fork para la validación de la firma de Bitcoin.

P2SH: una bifurcación soft para permitir direcciones multifirma en la red Bitcoin.

Por qué tienen lugar los forks

Las bifurcaciones pueden, o bien ser guiadas y planeadas por el núcleo del equipo de desarrolladores de un proyecto, o ser iniciada por un grupo de desarrolladores disconformes con algún elemento del proyecto en marcha. Para que un fork tenga éxito, es requerido que los desarrolladores crean en el cambio y lo reconozcan. De esta manera, los forks son open source (libres) y democráticos por naturaleza. A menudo tienen lugar bifurcaciones, y son generalmente aceptadas como un componente saludable para el ecosistema de las criptomonedas. El cual que permite a la comunidad evaluar y decidir que ideas son mas prometedoras. Este gobierno open source significa que ningún grupo tiene el control central o absoluto del destino de un proyecto de criptodivisas.

Conclusiones

Los forks continuarán siendo una parte fundamental del mundo criptomonedas. Las bifurcaciones serán una realidad para el ecosistema en tanto en cuanto los protocolos actuales todavía están trabajando en encontrar soluciones para problemas como la escalabilidad, o la privacidad. Los forks permiten a las criptomonedas ser flexibles, actualizar sus protocolos según necesidad, y permitir a las mejores ideas prevalecer en el largo plazo.